Questions? Feedback? powered by Olark live chat software

sábado, 19 de noviembre de 2011

EL MISTERIO DE LA PLANTA DE ETER


Sergio Muñoz indaga su venta desde el Bacteriológico al Ejército
EL MISTERIO DE LA PLANTA DE ETER
(Por Equipo El Periodista)De acuerdo a los antecedentes que ha solicitado el ministro de la Corte Suprema Sergio Muñoz, quien investiga el origen de las platas descubiertas a Pinochet en el Riggs: una, la de los llamados pinocheques; la otra, el traspaso de una planta de éter desde el bacteriológico al Ejército.




¿De dónde sacó tanto dinero Augusto Pinochet Ugarte? De seguro la pregunta es por estos días la más sonada en el inconsciente ciudadano, desde que se conociera hace un par de semanas el informe del Senado estadounidense que reveló una cuenta en el Riggs Bank con nada menos que 8 millones de dólares. Sin embargo, hay una luz en el camino para conocer estos hechos. ¿Su nombre? El ministro en visita recién nombrado, Sergio Muñoz Fajardo. Este último, desde que por turno fuera designado para indagar estos hechos, ha estado recopilando información a través de diversas fuentes, una de ellas el Consejo de Defensa del Estado e incluso de personas que se la han ofrecido.
La semana pasada, antes de recibir la traducción oficial del informe sobre las cuentas de Pinochet desde el ministerio de Relaciones Exteriores, Muñoz ya había iniciado sus contactos con el mundo policial, judicial y político, para generarse un "contexto" y así definir sus líneas de investigación.
Hasta ahora, Muñoz tiene por lo menos dos cosas claras; primero, que una de sus vertientes informativas será el caso Pinocheques, el que ya pidió tener a la vista. Este proceso, está referido al pago de mil millones de pesos a Augusto Pinochet Hiriart, por el traspaso al Ejército en 1989 de la fábrica de armas Valmoval, que estaba en bancarrota. En 1995 el Consejo de Defensa del Estado desistió de solicitar a la Corte de Apelaciones el procesamiento del hijo mayor del octogenario militar por expresas instrucciones del gobierno de Frei, quien adujo razones de Estado.
Segundo: uno de los aspectos hasta ahora más oscuros del régimen de Pinochet son las operaciones secretas de todo orden que se realizaron para obtener fondos. Y esta arista, sin duda también la indagará Muñoz, pero desde el punto de vista de cómo Pinochet pudo hacer dineros por distintos traspasos de empresas. Y una de ella es la venta de la Planta productora de éter del otrora Bacteriológico, conocido ahora como Instituto de Salud Pública (ISP) al Ejército, principalmente al Complejo Químico ubicado en la comuna de Talagante.
Altas fuentes policiales relataron a El Periodista que Muñoz tiene en su poder algunas pistas que revelan que este traspaso se realizó con un pago simbólico de parte de la institución armada. Pero no es todo. Algunas partidas de este producto eran vendidas sin control alguno a particulares, hecho acreditado en el proceso que instruye el ministro en visita Alejandro Madrid por la muerte del ex Presidente Eduardo Frei.
Esta línea de investigación puede dar pistas nuevas y confirmar lo que se ha venido publicando en varios libros de investigación periodística, no sólo en Chile, sino también en el extranjero; parte de los fondos del régimen militar -y por qué no- también los de Pinochet podrían provenir de vínculos con narcotraficantes.
De hecho, el éter se vendía sin control alguno dijeron las fuentes, elemento fundamental para la fabricación de clorhidrato de cocaína en los países vecinos como Perú y Bolivia, desde donde eran a veces traspasados a Colombia. Este hecho vinculará al Ejército en la indagatoria ya que debería entregarle información a Muñoz sobre sus actuaciones financieras. En todo caso, la institución dirigida por el general Juan Emilio Cheyre cortó el cordón umbilical con el ex dictador, al menos públicamente.
Pero no es todo lo que ha pedido Muñoz. También envió un oficio a los tribunales que sustancien procesos contra Pinochet, que eventualmente le podrán entregar información sobre las cuentas del militar. Asimismo, solicitó informes a la Superintendencia de Bancos y de Valores y Seguros; al Servicio de Impuestos Internos, como también a los Conservadores de Bienes Raíces a nivel nacional para que le entreguen una lista de bienes inscritos a nombre del uniformado en retiro. Ya el semanario Siete + 7 hizo un adelanto de lo que a Muñoz le interesa conocer en materia de bienes muebles e inmuebles: un departamento en Viña del Mar, avaluado en $74.717.188 a nombre de Lucía Hiriart: otro departamento a nombre del ex general en el edificio Torremolinos de Reñaca, avaluado en $244.419.880 y un departamento en Iquique, en el portal del Pacífico, avaluado en $65.160.850. A nombre de ambos, en tanto, hay un retazo del fundo Los Boldos, avaluado en $27.350.362. Las cuatro propiedades valen en total: $411.648.280. Si a éstas se suman los bienes que aparecen a nombre de ambos cónyuges en Dicom, la pareja suma un total de: $1.238.468.860, que en moneda estadounidense equivale a un millón 973 mil 561 dólares. Difícil de creer que los haya juntado durante toda su carrera.
NEGOCIACION POLITICA
Hasta ahora el fantasma de una posible negociación política no se ha retirado desde las portadas de los diarios sobre la investigación de los misteriosos millones de Augusto Pinochet.
El pasado fin de semana bastó ver en todos los diarios nacionales la inserción pagada por conspicuos personajes vinculados a la dictadura militar que compraron un espacio para que se publicara una columna escrita por Hermógenes Pérez de Arce. Este último recordaba cómo los presidentes de Chile siempre han contado con gastos reservados y citaba algunos hechos vinculados a la Concertación, como también del ex presidente Salvador Allende, en una estrategia de empate político.
Sin embargo, tanto la UDI como Renovación Nacional, han cerrado filas sobre la idea de investigar, lo que se suma a varias señales que desde hace algún tiempo ha venido dando la Derecha sobre su separación del ex dictador. Todo esto pareciera tener un cariz de negociación bajo cuerdas: la de la comisión investigadora. Ello porque la derecha tendió una sutil trampa al gobierno. Si querían investigar los bienes de Pinochet debían apoyar hacer lo mismo en el caso MOP-GATE. Y Adolfo Zaldívar, el colorín presidente de la Democracia Cristiana le quitó el apoyo sin mediar mayores conversaciones. Está claro, a nadie le conviene.
El ministro Sergio Muñoz Fajardo fue uno de los ministros más jóvenes que llegó hace casi cinco años a la Corte de Apelaciones de Santiago. Su primera prueba de fuego, nada menos, fue el caso Tucapel Jiménez, donde logró establecer cómo la Dirección de Inteligencia del Ejército había terminado con la vida del líder sindical. Pero a Muñoz le ha tocado duro este año. Actualmente, junto a la investigación de Pinochet lleva un sinnúmero de causas de derechos humanos, como también el caso Spiniak.
Con respecto a Pinochet, durante la tramitación de la causa de Tucapel Jiménez, Muñoz ya se vio enfrentado a desaforarlo, cuestión que hasta ahora pareciera no verse en el corto plazo en la indagatoria de sus fondos millonarios.
En la ocasión, Muñoz decidió no pedir su desafuero, pese a que fue mencionado 56 veces en la causa. En su sentencia, respecto a Pinochet, sostiene que los hechos "no llegan a relacionar directamente al senador Pinochet con la muerte de Jiménez, puesto que en ninguno de ellos se le formula un cargo preciso".
Párrafos escogidos del informe Riggs
"La evidencia descubierta por el Subcomité indica que el Sr. Pinochet fue cliente de Riggs por lo menos durante 8 años, con múltiples cuentas de banco, inversiones y certificados de depósito (CD) bajo su control. Sus depósitos en el banco Riggs variaron en el curso de estos años de US$4 millones a US$8 millones. La evidencia muestra que dos funcionarios de Riggs eran los encargados principales de manejar las cuentas de Pinochet de forma cotidiana. Carol Thompson, vicepresidenta en jefe para América Latina de la División Embassy Banking, se reunía con el Sr. Pinochet dos veces al año, y hablaba directamente con él por lo menos trimestralmente. Fernando Baqueiro, Director Gerente para América Latina del Departamento de Banca Privada Internacional, también manejaba las cuentas, pero ha señalado haber tenido mucho menos contacto directo con el Sr. Pinochet. Ambos trabajaban bajo la supervisión del Grupo de Banca Internacional [de Riggs Bank]".
"En julio de 1996, cerca de 18 meses después de que Riggs abriera una cuenta personal para el Sr. Pinochet, se presentó en España una acusación judicial detallada, responsabilizando al Sr. Pinochet de crímenes contra la humanidad. En 1996, y luego en 1998, Riggs le ayudo al Sr. Pinochet a establecer dos corporaciones de fachada en las Bahamas, Ashburton Company Ltd. Y Althorp Investment Co. Ltd. Ninguna de las dos entidades tiene empleados ni oficinas físicas, pero fueron nombrados como propietarios nominales de cuentas bancarias de Riggs y de CD's que beneficiaban directamente al Sr. Pinochet y su familia. Riggs Bank & Trust Co. (Bahamas) Ltd., subsidiaria de Riggs Bank en las Bahamas, con autoridad para abrir cuentas y establecer fondos fiduciarios en ese país, estableció estas entidades. Ashburton fue fundada alrededor de abril de 1996. El propietario nominal era Ashburton Trust, establecido por Riggs en las Bahamas en mayo de 1996. El encargado confiable de la cuenta era Riggs Bank & Trust Co. de Bahamas, propietarios eran el Sr. Pinochet y su esposa, y los beneficiarios del fondo sus cinco hijos. Empleados de Riggs aparecen como directores y funcionarios de Ashburton, con la finalidad de que el nombre del Sr. Pinochet nunca apareciera en los documentos de fundación. Riggs formó la segunda corporación de fachada, Althorp Investment Co. Ltd. En febrero de 1998, usando una estructura similar".
(1) Cuenta No. 76-750-393, cuenta personal de inversión (mercado de capitales), abierta en Riggs US en diciembre de 1994 y cerrada el 25 de marzo de 1999. En el período de cinco años, el balance de la cuenta osciló entre US$50.000 y US$ 1,2 millones. El gerente de la cuenta tipo Embassy declaró al subcomité que el banco cerró esta cuenta luego de que un diario mexicano obtuvo una hoja de balance mensual y publicó el número de cuenta. Los fondos de esa cuenta cerrada fueron transferidos a una cuenta personal nueva, que se detalla a continuación:
(2) Cuenta No. 76-835-282, cuenta personal de inversión, abierta en Riggs US el 24 de marzo de 1999, con fondos de la cuenta cerrada. En tres años, el balance de cuenta osciló entre cerca de US$ 20.000 y US$ 550.000. Esta cuenta se cerró en agosto de 2002.
(3) Cuenta No. 25-005-393, cuenta corriente personal, fue abierta en Londres en fecha desconocida y fue convertida en abril de 1997 a una cuenta personal tipo NOW, con el No. 74-041-013. Esta cuenta NOW se cerró en mayo de 2000. Desde 1997 a 2002, el balance de cuenta fluctuó entre cerca de US$ 40.000 y US$ 1,1 millones. En 2002, cuando se cerró la cuenta, los fondos se transfirieron aparentemente a una cuenta nueva abierta en Riggs US bajo el nombre de la entidad de fachada Althorp Investment Ltd.
Riggs abrió varias cuentas bancarias y de inversión a nombre de Ashburton y Althorp, y emitió numerosos certificados de depósito a 90 días. Basado en la evidencia ante el comité, las cuentas principales abiertas a nombre de las entidades de fachada del Sr. Pinochet fueron las siguientes:
(1) Cuenta No. 02121401, cambiada luego a No. 64-0041-01-8. Fue una cuenta de gerencia de inversión corporativa de Ashburton. Se abrió en los EEUU en 1996, fecha desconocida. Ésta es la cuenta más grande de Pinochet, y en julio de 2002 contenía por lo menos US$ 4,5 millones. Riggs manejaba esta cuenta de manera activa, haciendo numerosas transacciones de inversión. Se cerró en agosto de 2002.
(2) Cuenta No. 76-715-547, cuenta corporativa de inversión de Ashburton, abierta en Riggs United States en mayo de 1996. De 1997 a 2002, el balance fluctuó entre US$ 4000 and US$1,1 millones. Aunque el subcomité no cuenta con documentación específica del cierre de la cuenta, otra evidencia indica que ésta fue cerrada en agosto de 2002.
(3) Cuenta No. 76-835-493, cuenta corporativa de inversión abierta en 2000, bajo el nombre de "Ashburton Company, Ltd. #2," luego cambiado en 2001 a "Althorp Investment Co. Ltd.," la otra entidad de fachada del Sr. Pinochet. La cuenta se abrió en Riggs US en mayo de 2000, con fondos transferidos de la cuenta personal NOW del Sr. Pinochet en Londres. De 2000 a 2002, el balance de la cuenta osciló entre cerca de US$ 200.000 y US$ 950.000. Esta cuenta se cerró en agosto de 2002.
(4) Riggs emitió 7 CDs a nombre de Ashburton. Cada certificado tenía un millón de dólares de fondos, y con los intereses obtenidos de ellos se compró un certificado más de un millón de dólares. El primer CD se emitió en 1997 y el último en 1998, que fue renovado repetidas veces. En octubre de 2001 se retiró medio millón de dólares del certificado activo entonces, y depositado en la cuenta de inversión de Ashburton No. 76-715-547. 62. Este certificado venció en agosto de 2002 y los US$ 493.000 que quedaban, más interés, se pagó a la cuenta de inversión de Ashburton que se cerró poco después.
(5) Un certificado de depósito de Riggs también se emitió en Londres por Riggs, en abril de 1998, a nombre de Althorp, por un millón de libras esterlinas. La documentación refiere a las cuentas No. 17172-204 o No. 74-377-015. El CD se renovó por tres períodos de 90 días. El 26 de marzo de 1999, antes de su fecha de vencimiento, el certificado fue "dividido" y un total de US$1.619.500 fue transferido a un nuevo certificado emitido para Althorp en Riggs US, que se describe a continuación.
(6) El CD a nombre de Althorp, cuenta No. 81-442-002, fue emitido por Riggs US el 26 de marzo de 1999, con fondos del CD londinense mencionado antes. El CD se renovó automáticamente a intervalos de 90 días. Tenía fondos iniciales de US$ 1,6 millones, pero el 15 de mayo de 2001 se retiraron US$ 500.000, que fueron depositados en la cuenta de inversión de Althorp No. 76-835-493. El 5 de abril de 2002 se retiraron otros US$ 500.000, y depositados en la cuenta personal de inversión del Sr. Pinochet, No. 76-835-282. En junio se renovó este CD por 90 días, con US$ 619.500. Aunque al subcomité no se le proporcionó documentación mostrando la fecha en que se cerró este CD, Riggs Bank ha indicado que todas las cuentas relacionadas con Pinochet se cerraron en julio o agosto de 2002.
Por Maura Brescia
El escándalo de las cuentas secretas de Pinochet y su mujer en el Banco Riggs recrudeció la presión para desclasificar documentos secretos en Europa, especialmente en Gran Bretaña, España y Francia, cuyos gobiernos fueron grandes proveedores de armas al régimen de Pinochet. Importantes empresarios de Inglaterra, España y Suiza, defendieron a Pinochet, cuando fue detenido en Londres en 1998.
El general del Ejército de S.M.B. Alan Sherman, quien era director general de la Asociación de Industriales Británicos de la Defensa, aseguró que Pinochet había viajado a Londres, donde fue detenido a petición del juez español Baltasar Garzón, "al frente de una misión militar con el conocimiento del gobierno chileno y buscaba cobrar su comisión por la adquisición de tres barcos ingleses para la Armada de Chile".
El periodista argentino Rogelio García Lupo, uno de los primeros en señalar que el general chileno tenía una fortuna de 10 millones de dólares, aseguró en el diario Clarín de Buenos Aires, que la gestión del entonces senador vitalicio "se traducía en gastos por 443 millones de dólares, con una comisión personal para Pinochet de 4.43 millones de dólares".
El propio Pinochet declaró que él fue a Londres a comprar armas para el Ejército, y cuando ya no era Comandante en Jefe. Dos de sus anfitriones eran las compañías Royal Ordenance y British Aerospace. Con la primera, Pinochet había logrado el contrato de coproducción (FAMAE-R.O.) del cohete Rayo. Con la segunda, mantenía lazos desde la guerra de Las Malvinas.
Después de Londres, Pinochet había concertado similares gestiones con las empresas bélicas francesas GIAT, Creusot Loire, Thomson Brandt, y la belga Cockerill Mechanical. En épocas anteriores, Pinochet viajó a Checoslovaquia -donde ingresó con nombre falso- en una misión similar.
En 1998 se habló de otras cuentas en Suiza que se investigaban desde Francia, lo mismo en España, pero no se continuaron esas investigaciones. Según la Cátedra Unesco sobre Paz y Derechos Humanos de la Universidad Autónoma de Barcelona, desde 1980 a 1998 España vendió material militar a las fuerzas armadas del general Pinochet.
Las exportaciones más importantes se refieren a material aeronáutico, con aviones de entrenamiento y de transporte. En segundo lugar figura el submarino Scorpene. El resto del material se refiere a camiones, vehículos antimotines, armas cortas, explosivos y munición.
Estas ventas fueron siempre acompañadas de polémica, hasta el punto que en 1987 el Gobierno socialista de Felipe González se vio obligado a presentar el informe "Apolonio" al Parlamento, en el que se reconocía que las ventas de armas a Chile durante el cuatrienio 1983-1986 ascendían a varios cientos de millones de dólares.
En agosto de 1986, el Gobierno español tuvo que decretar un embargo de armas a este país, aunque nunca se interrumpieron las entregas de contratos firmados con anterioridad.
La investigación "El caso Pinochet y la impunidad en América Latina" de Roberto Montoya revela la política del PSOE hacia dictadores latinoamericanos.
"El gobierno socialista de Felipe González, autorizó desde la llegada al poder, el mantenimiento de las exportaciones de material militar a Chile y a otros países con dictaduras como Argentina, Paraguay, Honduras".
En el capítulo titulado "España vendió armas a Pinoche" se destapan las suculentas operaciones comerciales de ENASA, Explosivos Río Tinto, CASA, E. N. Santa Bárbara y Esperanza y Compañía (ECIA) en relación al tráfico de material bélico hacia Chile.
Igualmente, durante toda la década de los 90, el Instituto Internacional de Estudios Estratégicos (IIEE) calculó que los gastos militares de Chile eran el doble de la cifra oficial entregada por el gobierno de la Concertación.





http://www.elperiodista.cl/newtenberg/1672/article-63462.html

Identifican a dos víctimas de la dictadura de Augusto Pinochet


19 de Noviembre de 2011

Los restos corresponden a Juan Segundo Utreras Beltrán, de 23 años en el momento de su desaparición, y Luis Herminio Dávila García, de 18, ambos comerciantes ambulantes, que fueron detenidos entre septiembre y octubre de 1973 por agentes del régimen.



El Servicio Médico Legal (SML) entregó a sus familiares los restos de dos víctimas de la dictadura de Augusto Pinochet (1973-1990) que habían sido previamente identificadas de forma errónea, informó este sábado ese organismo.
Los restos corresponden a Juan Segundo Utreras Beltrán, de 23 años en el momento de su desaparición, y Luis Herminio Dávila García, de 18, ambos comerciantes ambulantes, que fueron detenidos entre septiembre y octubre de 1973 por agentes del régimen.
Sus restos, entregados entre ayer y hoy a sus familiares, fueron identificados gracias al trabajo conjunto de un equipo multidisciplinario pericial del SML, así como por análisis genéticos practicados por la University of North Texas, de Estados Unidos.
Ambos forman parte de las víctimas que fueron arrojadas a tumbas marcadas como “NN” en el Patio 29 del Cementerio General de Santiago y que, al ser exhumadas tras el restablecimiento de la democracia en el país, fueron mal identificadas por el Servicio Médico Legal.
En el año 2006 se supo que había errores en esas identificaciones y el SML reabrió entonces el proceso.
Con Utreras y Dávila, 45 de las 124 víctimas del Patio 29 han sido ya identificadas en esta segunda fase.
Con el fin de la dictadura, la Comisión Rettig y la Corporación Nacional de Reparación y Reconciliación certificaron entre los años 1991 y 1992 un total de 3.195 desapariciones y ejecuciones durante el régimen, mientras que en 2004 la Comisión Valech dio cuenta de 28.459 casos de prisión política y tortura.
La Comisión Rettig se reabrió en febrero de 2010 para recibir nuevos casos tanto de fallecidos como de torturados, y el pasado agosto anunció que había certificado 30 casos de desapariciones y ejecuciones y 9.795 de torturas que hasta ese momento no figuraban en los registros oficiales.



http://www.elmostrador.cl/noticias/pais/2011/11/19/identifican-a-dos-victimas-de-la-dictadura-de-augusto-pinochet/

La histórica identificación correcta de víctimas del Patio 29


3 de Diciembre de 2009
Tres años después que el SML reconociera error en más de un centenar de casos

La delegada presidencial en materia de Derechos Humanos, María Luisa Sepúlveda, afirmó que este "es el comienzo del fin" del calvario de los familiares, que se materializó con la confirmación de tres identidades. Adelantó que la próxima semana podrían conocerse nuevos nombres.



El ministro Alejandro Solís comunicó el miércoles último a los familiares de tres víctimas de la dictadura de Augusto Pinochet las identidades correctas de las mismas, luego que más de un centenar fueron mal identificadas por el Servicio Médico Legal, según se conoció en el año 2006.
Se trata de personas asesinadas en 1973 y lanzadas a tumbas marcadas como “NN” en el patio 29 del Cementerio General, de donde fueron exhumadas tras el restablecimiento de la democracia en el país.
Solís se reunió con los familiares de las tres primeras víctimas identificadas y con dirigentes de la Agrupación de Familiares de Detenidos Desaparecidos (AFDD) y de la Agrupación de Familiares de Ejecutados Políticos (AFEP).
Los restos corresponden a los detenidos desaparecidos Waldemar Segundo Monsalve Toledo, Pablo Aranda Schmied y al ejecutado político Nelson Muñoz Torres.
Las pericias para establecer sus identidades fueron realizadas por el Health Science Center de la Universidad de North Texas (EE.UU.), que confirmó que las muestras de ADN de los familiares eran compatibles con las víctimas, dijeron las fuentes.
En tanto, la delegada presidencial en materia de Derechos Humanos, María Luisa Sepúlveda, afirmó que la identificación de los tres primeros cuerpos del Patio 29 “es el comienzo del fin” del calvario de sus familias.
“Este es el comienzo del fin, a medida que el ministro vaya recibiendo los informes. Creo que ya la próxima semana puede recibir otros pocos”, apostilló Sepúlveda.
En el año 2006 se dio a conocer que había errores en la identificación de los restos del Patio 29 y desde entonces el Servicio Médico Legal comenzó una serie de auditorías para lograr identificar correctamente a las víctimas.
El juez Solís, quien estuvo acompañado por el director del Servicio Médico Legal, Patricio Bustos, explicó a los familiares que la identificación se realizó mediante los análisis de ADN mitocondrial y ADN Nuclear ATR, encargados en mayo de 2008 para un total de 123 osamentas exhumadas desde el Patio 29.
Los análisis se realizaron luego de una auditoría científica realizada en la Unidad de Genética del Servicio Médico Legal y de la designación, en marzo de 2007, de un Panel de Expertos integrado por los médicos forenses María Cristina de Mendoza y Francisco Etxeberría y la genetista Rhonda Raby.

La historia de las víctimas

Según el informe Rettig, que en 1991 certificó unos 2.279 casos de muertos a manos de agentes del Estado, Waldemar Segundo Monsalve Toledo fue detenido el 12 de octubre de 1973 en las cercanías de la empresa donde trabajaba y desde esa fecha se desconocía su paradero.
En tanto, Pablo Aranda Schmied fue detenido el 17 de septiembre de 1973 en el Hospital San Juan de Dios, donde realizaba una práctica como alumno de tercer año de Medicina y desde esa fecha también se desconocía su paradero.
Nelson Muñoz Torres, por su parte, era un lustrabotas de 20 años que fue hallado muerto en una calle de Santiago, a causa de múltiples heridas de bala, el 23 de septiembre de 1973.
Cuando en 1991 se abrieron las tumbas sin nombres del Patio 29 se descubrió que en algunas había hasta tres cuerpos en un mismo ataúd. Al ser consultado sobre ello Augusto Pinochet, cuando aún era comandante en jefe del Ejército, comentó: “¡Pero qué economía más grande!”
En julio de 2006 el Patio 29 fue declarado Monumento Nacional.



http://www.elmostrador.cl/noticias/pais/2009/12/03/la-historica-identificacion-correcta-de-victimas-del-patio-29/


El derecho de Labbé


18 de Noviembre de 2011
avatar
CRISTÓBAL BELLOLIO
Profesor de la Universidad Adolfo Ibáñez.









Tiene razón el ciudadano Cristián Labbé al insinuar que en democracia nadie tiene el derecho de silenciar al que piensa diferente o de callarlo por la fuerza. Se ampara en una vieja bandera liberal que paradójicamente no fue defendida con tanta fuerza en los años en los cuales el entonces uniformado Labbé era un leal funcionario de gobierno: la libertad de expresión. En efecto, como ciudadano de esta república el coronel Labbé tiene todo el derecho de homenajear a quien estime conveniente. Y el resto de los chilenos tenemos el derecho de cuestionar la moralidad de un personaje dispuesto a elogiar la trayectoria de un célebre violador de los derechos humanos. El abanico de figuras reales o ficticias que se colocan en los altares es parte de la diversidad. Muchas de ellas nos parecen absurdas, irrisorias o indignantes, pero no es nuestra calificación la que condiciona el ejercicio de la libertad de expresión. Por el contrario, ésta adquiere toda su relevancia cuando lo que se dice no es del agrado de la mayoría y aun así se protege.



Sin embargo en el caso Labbé-Krassnoff hay otros principios comprometidos y otras tantas consideraciones importantes.
En primer lugar que el coronel Labbé no es un ciudadano común. Es una autoridad pública. En un programa de televisión dijo encarnar “la ley y el Estado de Derecho” como alcalde de Providencia. Lo cierto es que “la ley y el Estado de Derecho” nos cuentan que Miguel Krassnoff, el agasajado en ausencia, es un criminal condenado a más de 140 años de cárcel.
La comuna de Providencia suele premiar a su alcalde con altísimas votaciones, mientras la Concertación tiende a darla por perdida. Corresponde preguntarse ahora si la buena gestión edilicia -ciclovías y áreas verdes, programas del adulto mayor y aseo de calles- es razón suficiente para hacer la vista gorda de actuaciones reiteradas que empañan el nombre de la comuna y avergüenzan a sus vecinos. Yo soy uno de ellos.
¿Cómo se puede estar de parte de “la ley y el Estado de Derecho” y al mismo tiempo encabezar la abierta apología de un delincuente de marca mayor? No es posible hacerlo. Labbé es “la ley y el Estado de Derecho” sólo cuando le conviene, como tantos otros alcaldes que en sus territorios operan como reyes feudales y gobiernan con frecuente arbitrariedad. La misma que exhibió al negar renovación de matrícula de escolares no residentes –medida que fue rechazada en tribunales- y la que actualmente pone en práctica al decretar unilateralmente qué patentes nocturnas se revocan y cuáles no.
En segundo lugar, porque Labbé además de ser alcalde es un dirigente político que representa a un sector determinado. Su participación y auspicio en el blanqueamiento de imagen de un terrorista de Estado revive los odios de un país que lucha por dejar el pasado atrás. El coronel Labbé se defiende sosteniendo que se trata de una mirada historiográfica. Pero el libro se titula “Miguel Krassnoff: Prisionero por Servir a Chile”, lo que implica sin ambigüedades que para ciertos chilenos como Labbé la violación sistemática de derechos fundamentales fue una actividad patriótica y virtuosa. ¿Es acaso imaginable un camino de reconciliación en esos términos? ¿Qué dice el partido político al cual pertenece el alcalde Labbé? Mientras el Gobierno ha sido categórico en desligarse e incluso reprochar esta especie de homenaje después del involuntario condoro inicial, en la UDI para variar suenan los grillos. Salvo para buscar justificaciones.
Hay algunos países en los cuales la libertad de expresión está limitada cuando ciertos actos ofenden gravemente la memoria histórica de los pueblos. El caso alemán es paradigmático: no está permitido homenajear a Hitler o a los nazis. La legislación chilena no contempla tipos penales para estos casos. Tampoco me parece recomendable hacerlo. El episodio Labbé-Krassnoff ya es suficientemente escandaloso en su arista moral y política. Mientras no se hayan utilizado fondos municipales para el evento, el problema de la legalidad puede salvarse.
De cara a las municipales 2012, Cristián Labbé ha sostenido que intenta repostularse. De tener éxito, cumpliría 20 años en el cargo después de 5 períodos consecutivos. La comuna de Providencia suele premiar a su alcalde con altísimas votaciones, mientras la Concertación tiende a darla por perdida. Corresponde preguntarse ahora si la buena gestión edilicia -ciclovías y áreas verdes, programas del adulto mayor y aseo de calles- es razón suficiente para hacer la vista gorda de actuaciones reiteradas que empañan el nombre de la comuna y avergüenzan a sus vecinos. Yo soy uno de ellos.



http://www.elmostrador.cl/opinion/2011/11/18/el-derecho-de-labbe/

Labbé: el Homenaje y el Filósofo


18 de Noviembre de 2011
avatar
GONZALO BUSTAMANTE
Profesor Escuela de Gobierno Universidad Adolfo Ibáñez









El alcalde Labbé  invita a un homenaje de un ex-oficial de la DINA el cual se encuentra condenado por violaciones  a los DD.HH. Cosa nada sorprendente de una organización que ha sido declarada como ilícita por los tribunales de justicia. Es la situación de la totalidad de su cúpula. El único que no sufrió igual suerte era quien fue su verdadero jefe máximo: el ex-presidente de la época. Basta leer la Ley 521 del año 1974 para comprobar  que la autoridad directa máxima de la DINA era Pinochet.

Visto así, no habría mayor diferencia entre un homenaje a la propia figura del ex-mandatario o  la de uno de sus subalternos. En ese caso podrían ser atendibles las quejas del ex-coronel devenido en alcalde: “al margen de las sentencias judiciales, la historiografía debe ir construyéndose con miradas diversas y todo aporte al respecto es un enriquecimiento de nuestros debates y de nuestro pasado”. El comentario historiográfico no es de extrañar en un ex-DINA que se considera cientista político y filósofo. Haciendo gala de ésta última vocación, pontifica sobre la libertad de expresión: “¿Cuál es la idea, silenciar al que piensa diferente, acallarlo por la fuerza?”. El diputado Moreira, de la misma tienda política de Labbé, se apresura en aclarar que él iría a un homenaje a Pinochet pero no a uno de Krassnoff. Por cierto, era que no, defiende el derecho del Alcalde de organizar en su comuna los homenajes que le parezcan pertinentes.
Hay demasiado dirigente en ambos partidos que aún no entienden cuáles son los valores que animan la política en democracia. Otros que justifican, aunque sea de modo indirecto, las violaciones a los DD.HH., que no estarían dispuestos a una condena del gobierno de Pinochet. A éste último, aunque sea en privado, lo siguen considerando un líder histórico del sector, a quien contra toda lógica mínima, liberan de las culpas sobre los crímenes cometidos bajo su mando aunque él mismo indicase que no se movía una hoja sin su conocimiento.
Ambos están equivocados: no hay diferencia entre un homenaje u otro. A ésta altura, los dos son impresentables. ¿Por qué?
Los sistemas democráticos se construyen sobre valores sociales compartidos los cuales no significan homogeneidad en el pensar pero si límites sobre los valores y su expresión simbólica aceptable. Especialmente de quienes son autoridad.
Parte de lo que se excluye como constitutivo de ese consenso es la relativización histórica de situaciones que han significado perdidas a la libertad y violaciones severas a los derechos humanos.
¿Es pensable  un dirigente socialdemócrata homenajeando a Pol-Pot? ¿Se imagina a un alcalde de la coalición de centro-derecha de Ángela Merkel rindiendo honores  a Himmler? O que un diputado de la misma coalición gobernante en Alemania indique: “¿Yo sólo asisto a homenajes para Hitler?”
En cualquiera de los casos anteriores: sus partidos políticos los expulsarían (sería el piso mínimo), los organizadores enfrentarías demandas judiciales y el acto homenaje no se podría realizar. Nadie consideraría lo anterior como un atentado a la libertad sino más bien como un necesario rayado de cancha  sobre los valores públicamente defendibles por quienes son representantes de instituciones partidarias democráticas, sean de izquierda o derecha.
El alcalde-filósofo, sin pensar, a puesto una prueba de fuego a la centro-derecha: ¿Qué hacer con quienes poseen cargos relevantes y no aceptan el consenso democrático mínimo? Si se toman esos valores en serio: la UDI los debería pasar al Tribunal Supremo, RN condenar enérgicamente la actitud del alcalde-filósofo y al diputado UDI. Además se debería buscar, judicialmente, la no realización del Homenaje.
Pero nada de eso ocurrirá.
Hay demasiado dirigente en ambos partidos que aún no entienden cuáles son los valores que animan la política en democracia. Otros que justifican, aunque sea de modo indirecto, las violaciones a los DD.HH., que no estarían dispuestos a una condena del gobierno de Pinochet. A éste último, aunque sea en privado, lo siguen considerando un líder histórico del sector, a quien contra toda lógica mínima, liberan de las culpas sobre los crímenes cometidos bajo su mando aunque él mismo indicase que no se movía una hoja sin su conocimiento. No faltan los  que creen suficiente el que la izquierda admire a Allende para que ellos puedan hacer lo mismo con “el Tata”. ¿No perciben la diferencia? La derecha sigue “al debe” en una reflexión profunda sobre su responsabilidad y valoración del pasado histórico. Piñera, de siempre, marcó la diferencia en éste tema en su sector. De igual forma otros como Allamand.
No es casual que cierta “derecha” los resistiera tanto.  Que puede ser más claro de la sobrevivencia, aunque sea subterráneamente de cierto pinochetismo, que dentro de ella todavía existen “filósofos como Labbé” y diputados como Moreira.



http://www.elmostrador.cl/opinion/2011/11/18/labbe-el-homenaje-y-el-filosofo/

La libertad de expresión, Labbé y Krassnoff


19 de Noviembre de 2011
avatar
SERGIO MICCO
Académico, doctor en Filosofía de la Universidad de Chile









El alcalde Labbé ha señalado que “Declaro mi asombro ante el revuelo que causa un hecho como este, que no consiste sino en el ejercicio de la libertad de pensamiento y de expresión”. El hecho es el lanzamiento de la cuarta edición del libro de Gisela Silva “Miguel Krassnoff: Prisionero por servir a Chile”. Como se sabe  este ex oficial del Ejército de Chile acumula 23 condenas que suman 144 años de cárcel por violaciones de los derechos humanos. Irónicamente para los organizadores del acto el revuelo recordó a miles de chilenos que debemos leer los horrores por los cuales se condenó a este ex miembro de la Brigada Lautaro. Debemos hacerlo no para alimentar el deseo de  venganza o para satisfacer una curiosidad malsana. Debemos hacerlo para nunca olvidar que los hombres somos capaces de cosas tan horribles como, por espantoso y real ejemplo,  torturar, violar y matar a una mujer embarazada por ser de izquierda y judía. Y cuando hayamos retornado de ese espantoso viaje, respirar más aliviados en el Chile del 2011; valorando profundamente la capacidad que tenemos los seres humanos de pactar una convivencia pacífica y justa entre quienes pensamos distinto.



Por cierto el alcalde de Providencia, elegido el año 2008 con el 61,46% de los votos, invita al acto por razones distintas. El considera que Miguel Krassnoff es una víctima de la persecución política y de fallos injustos que condenaron a un “servidor de la patria”. Para quienes no compartimos esa valoración, Labbé nos llama a no condenar el homenaje pues hacerlo es atentar contra la democracia. Como se pregunta aireado, “¿Cuál es la idea, silenciar al que piensa diferente, acallarlo por la fuerza?” Lo mismo repitió anoche, por Televisión Nacional de Chile, otro ex ministro del General Pinochet y organizador del acto: Alfonso Márquez de la Plata
Ojalá que los organizadores, muchos que ya anuncian que no irán, suspendan el homenaje. Que lo hagan humildemente por el bien de Chile. Si insisten, que reciban por respuesta el silencio indignado de millones de chilenos que diremos  en esa noche de olvido: “Nunca más”.
No puedo dejar de alegrarme que la democracia y la libertad hoy sean homenajeadas por todos, incluso por un ex oficial de la Dirección de Inteligencia Militar. Recuerdo la revista Hoy de mi juventud que usaba por emblema una bella frase atribuida a Voltaire: “Estoy en total desacuerdo con tus ideas, pero daría gustoso mi vida por defender tu derecho a expresarlas”. Treinta años después ha ganado la libertad y la democracia al punto que quienes las persiguieron ayer,  hoy las invocan; más que no sea para defenderse de sus acusadores. Sin embargo confieso que dudo si el acto de homenaje se  pueda incluir en el recto ejercicio de la libertad de expresión y de una justa concepción de la democracia. ¿Será que ahora estoy en el bando de los vencedores y más bien actúo como aquel que el propio Voltaire condenaba ironizando “Proclamo en voz alta la libertad de pensamiento y muera el que no piense como yo”?. ¿Es eso?  Me tomo en serio el desafío planteado y pregunto: ¿Tienen o no razón Cristián Labbé y Alfonso Márquez de la Plata para invocar la libertad de expresión y el respeto democrático?
Lamentablemente para quienes aman las certezas, la respuesta moralmente no es clara. Depende de cómo fundemos la libertad y de las características de un acto de homenaje del que sólo podemos especular acerca de cómo será y de sus consecuencias inmediatas. La libertad de expresión en su concepción libertaria apela a esa moral individualista que proclama que tenemos derecho a decir lo que queramos con tal de no dañar el derecho de los otros a gozar de esa misma libertad. La dignidad, igualdad y libertad del ser humano, de todo ser humano, nos obligan a respetar ese derecho de expresar ideas que incluso nos parecen  repugnantes. Por lo demás sólo en ese trato recíproco puedo reclamar mi derecho a una igual libertad de expresión; la que pedíamos a gritos que se respetase en 1983 cuando leíamos la revista Hoy. No le corresponde al Estado dar por buenos unos argumentos y silenciar a los que considera erróneos o inmorales. Eso es romper con la neutralidad valórica de un Estado laico y acercarnos peligrosamente al autoritarismo o al totalitarismo. Hasta aquí Labbé y Márquez de la Plata tienen la razón de su lado. Sin embargo, si miramos las cosas desde la perspectiva de la comunidad y la democracia,  el debate se reabre. En efecto, cuando fundamentamos la libertad de expresión desde esta perspectiva, de lo que se trata es proteger y ampliar los términos de la discusión pública. Todos tienen derecho de plantear sus puntos de vista respecto de todos los temas  a través de la más intensa e inclusiva deliberación.  Sólo así existirá una opinión pública esclarecida, que es la base sobre la cual se edifica el edificio de la democracia fundada en el libre y bien fundado consentimiento de los ciudadanos y ciudadanas. Pero, atención, de lo que se trata es fortalecer la democracia, el pluralismo y la libertad; no de pulverizarlos.
Desde una perspectiva no individualista debemos preguntarnos si cuando los intereses y los derechos de los que quieren hablar chocan con los de quienes deben escuchar o sobre los cuales se quiere hablar, ¿por qué habrían de prevalecer tan claramente los de los primeros sobre los de los otros? En este caso, ¿deben los familiares de los más de tres mil detenidos desaparecidos o de los treinta mil torturados tolerar que se vuelva a negar que su dolor e indignación son justificados y que escuchar que sus victimarios son salvadores y no verdugos? ¿Deben los miembros del actual Ejército de Chile y de la derecha chilena aceptar resignadamente que se vuelva a recordar a todos que en sus filas hubo gente como Miguel Krassnoff? ¿Deben los chilenos aprobar que se vuelvan a preferir eventuales palabras de odio o de justificación del quiebre democrático que puedan llevar a un peligro claro e inminente de una nueva violencia política entre los chilenos?  ¿Ayuda esto al Bien Común? La cuestión es, a lo menos,  dudosa y amerita una reflexión que supere todo cliché.
En mi caso pienso que sólo un juicio prudencial y un acto de fe pueden resolver la duda. La prudencia dice que los beneficios que se obtendrían por  prohibir judicialmente un homenaje como el convocado,  en el que se podrían proferir palabras de odio y llamados a la violencia política, serán menores que los perjuicios que produce casi siempre la censura; a ratos muy odiosa y eventual provocadora de nefastas reacciones. Peor aún si el homenaje se intenta evitar mediante las vías de hecho, casi siempre amigas del autoritarismo. El acto de fe es creer que el ser humano, puesto ante la evidencia del mal y de su retorcida justificación, termina por ver con más claridad lo que diferencia al asesino del inocente, al ángel del demonio. Así puede optar racionalmente por una moral que proclama desde el nacimiento de Occidente que “más vale soportar una injusticia que practicarla”. Ojalá que los organizadores, muchos que ya anuncian que no irán, suspendan el homenaje. Que lo hagan humildemente por el bien de Chile. Si insisten, que reciban por respuesta el silencio indignado de millones de chilenos que diremos  en esa noche de olvido: “Nunca más”.









Novoa sale en defensa de Labbé tras críticas por homenaje a Krassnoff

19 DE NOVIEMBRE DE 2011
“Es un episodio que es aislado, no me pronunciaré sobre ello, pero lo más importante es que el alcalde Labbé tiene el apoyo de su comuna", comentó el senador gremialista sin referirse al homenaje del ex represor.



El senador de la UDI, Jovino Novoa, dijo este sábado que el alcalde de Providencia, Cristián Labbé, cuenta con el respaldo de la comuna, saliendo al paso de las críticas que se le han formulado tras el polémico homenaje al brigadier (r) Miguel Krassnoff.
“Es un episodio que es aislado, no me pronunciaré sobre ello, pero lo más importante es que el alcalde Labbé tiene el apoyo de su comuna”, comentó el senador gremialista sin referirse al homenaje del ex represor.
En tanto, el ex candidato presidencial Marco Enríquez-Ominami, dijo a radio Cooperativa que hay una “ambigüedad” de parte del Presidente Sebastián Piñera frente a Labbé debido a que desde La Moneda no se ha llamado a buscar un nuevo aspirante para ocupar la alcaldía de Providencia.
La cuarta edición del libro “Miguel Krassnoff: prisionero por servir a Chile” será lanzada este lunes a las 19:00 horas en el Club Providencia.



http://www.elmostrador.cl/noticias/pais/2011/11/19/novoa-sale-en-defensa-de-labbe-tras-criticas-por-homenaje-a-krassnoff/?utm_source=rss&utm_medium=feed&utm_campaign=RSS

He leído la columna "Fui partidaria de Pinochet, ¡y que!" de la Licenciada en Filosofía TERESA MARINOVIC VIAL


He leído la columna "Fui partidaria de Pinochet, ¡y que!" de la Licenciada en Filosofía Teresa Marinovic Vial, en el sitio http://www.elmostrador.cl/ del día Viernes, 18 de Noviembre de 2011.
Cuando se intenta hablar sobre un periodo de la historia, sobre algún acontecimiento especifico y tomar una postura o explicar la postura que hemos adoptado en relación a aquellos hechos o acontecimientos es menester no demostrar un brutal desconocimiento respecto de esos sucesos.
El problema no es la interpretación de la historia sino desconocer la historia, mal podemos interpretar aquello que desconocemos, independientemente de nuestra buena voluntad y nuestras capacidades intelectuales pues todo el esfuerzo que hagamos, todas nuestras capacidades intelectuales serán en vano si no sabemos de que hablamos. Todo el proceso de análisis puede ser correcto pero el resultado sera incorrecto porque hemos partido de una base equivoca o viciada de errores que no hemos advertido ni depurado en función de nuestro desconocimiento o mala voluntad -habrá de ambos casos en la historia, dicen que cada santo lleva su vela-.
En función de esto, comenzar una nota haciendo una afirmación e internado invitar a un desafío al lector puede transformarse en una tontera o una gran muestra de ridiculez
Suelen decir que hay cosas de las que no se vuelve, y una de esa cosas sea quizás el ridículo porque un analfabeto, por ejemplo, puede aprender a leer, a escribir y a interpretar lo que lee o escribe, un ignorante puede dejar de serlo, créame, pero un ridículo no tiene caso.
Hacer la afirmación de que "los militares reciben formación…militar" no equivale a dar una gran noción ni cosa por el estilo. Vera, pues, que los militares durante el gobierno de Allende no cometieron las atrocidades que cometieron durante la dictadura de Pinochet siendo que durante el gobierno de Allende ya eran militares, es decir que ya habían recibido formación... militar.
Durante el gobierno depuesto de Salvador Allende los militares actuaron de forma muy distinta a como lo hicieron durante la dictadura del general Pinochet.
Por otro lado, afirmar que quienes tomaron por medio de las armas el gobierno (no solo el "Poder Ejecutivo") eran militares (con "formación..militar") representan un "riesgo evidente y perfectamente previsible", mas allá de los democratacristianos, no sirve para avalar o para desmerecer y simplificar "los abusos que se cometieron durante esa época, o contra los fraudes económicos que se le imputan al General".
El segmento: "Usted comprenderá que la ciudadanía no clama por Golpe de Estado cuando todo está en orden o cuando, simplemente, no se siente a gusto con el gobierno de turno."
Es una muestra cabal del desconocimiento por la historia, por lo que sucedía, por lo que sucedió Es muy grave porque quien lo escribe lo hace desde "hoy" es decir que "hoy" cuando dispone de mucha información para analizar respecto de lo que paso en los años 70 en adelante decide voluntariamente, casi 40 años después, ignorar los hechos, dejar de lado las revelaciones sobre el accionar de la CIA, de Agustín Edwards y "El Mercurio", de Patria y Libertad, la retención de mercadería y tantos otros factores de boicots comprobados e inevitablemente -hoy día- irrefutables para sustentar una versión de la historia apócrifa y desde allí una interpretación que pretende imponerse prejuiciosamente sobre el lector y hasta con el atrevimiento infame de darle consejos.
Una abominación es la "lógica" que se pretende aplicar cuando se dice que: "una razón que se me ocurre para decir que las circunstancias del año 1973 lo ameritaban es que hubo políticos que apoyaron el Golpe." 
Daré unos ejemplos "gráficos" y con "monitos" de tonterías similares: Supongamos que existe gente en el mundo que cree pertenecer a una raza que es superior a otras razas, entonces esa gente de raza superior "cree" que se debe matar a las otras gentes de razas inferiores.
Quizas hay que calar un poco mas hondo, veran, las moscas son muchas y se depositan en la mierda ¿Haria usted lo mismo que las moscas solo porque las moscas son muchas?
¿Es una razón valida pensar que una "cosa" es de "tal forma" solo porque porque existe otro u otros que piensa/an que "eso" es "así"?
Avanzando mas en la teoría de esas gentes de raza superior, diremos que también se puede matar a los que siendo de su raza son declarados "imbéciles".
Evidentemente hay algún problema en esa forma de armar "ideas rectoras".
El texto prosigue con argumentos falsos que pretende dar como verdaderos para inducir a un error, utiliza situaciones reales pero las descontextualiza o les cambia su significado: "Chile estaba bajo amenaza. La situación interna era caótica y los antecedentes mundiales daban pié para pensar que los peligros asociados a esa situación eran serios. Si éstos se sobredimensionaron o si la reacción que hubo frente a ellos fue desproporcionada, es algo que me parece perfectamente discutible; pero de ahí a tomar una parte de la historia y a presentarla como una especie de efecto sin causa, hay una diferencia radical."
Evidentemente "Chile estaba bajo amenaza" pero esa amenaza no era otra mas que aquellas actividades que estaban siendo llevadas a cabo por los grupos oligárquicos chilenos y la CIA, tal y como lo demuestra el caso de Agustín Edwards, Michael Townley, la acción de Henrry Kissinger en toda latinoamericana, los grupos de choque de Patria y Libertad, etc.
"La situación interna era caótica" en efecto se  había logrado una situación conflictiva muy importante, varios sectores gremiales dieron vuelta la cara al gobierno -muchos de esos dirigentes asumieron nuevos cargos durante la dictadura como "premio" por su labor-, existieron paros de transporte y acopio de mercadería que fomentaban la escases de productos, en las calles grupos como Patria y Libertad fomentaban los enfrentamientos y llamaban a la violencia, se perpetraron atentados a funcionarios del gobierno democrático, las bancas democratacristianas se sumaron a las de oposición y se evito  llamar a un plebiscito donde se definiría la continuidad del proyecto Allendista (se postergo una semana por pedido de Pinochet).
"los antecedentes mundiales daban pié para pensar que los peligros asociados a esa situación eran serios" una delas características mas importantes del gobierno de Salvador Allende fue que no utilizo la violencia, a diferencia de las experiencias internacionales no se tomo el poder por medio del uso de métodos violentistas si no que se logro llegar al gobierno sumando voluntades, por medio del voto y sin fraude.
"Si éstos (nota del autor: se refiere a los antecedentes internacionales) se sobredimensionaron o si la reacción que hubo frente a ellos fue desproporcionada, es algo que me parece perfectamente discutible; pero de ahí a tomar una parte de la historia y a presentarla como una especie de efecto sin causa, hay una diferencia radical." Lo que se hizo fue cultivar el temor, la sobre-dimension de los hechos fue voluntaria y "con su que", se hizo una campaña del terror que pretendía asustar para ganar voluntades en contra del gobierno democráticamente elegido a fin de poder dar un marco falso de "legalidad" al golpe dado que no se logro revertir la fidelidad el pueblo hacia el presidente y su proyecto.
En pasajes anteriores a los recién citados se dice que "la ciudadanía no clama por Golpe de Estado cuando todo está en orden" y la pregunta que cabe es ¿quienes son los ciudadanos?, ¿cual es el representante ciudadano que "clama por Golpe de Estado"?
Dice la autora: "Yo parto de la base de que usted es -como yo- contrario a toda forma de violencia y que condena también cualquier violación a la dignidad de la persona." y miente de forma descarada porque ella avala a Pinochet y Pinochet utilizo la violencia para llegar al poder, La moneda fue bombardeada, la casa de Allende también -luego de que robasen las pertenencias del presidente y su familia-, en el Estadio Nacional se acopió gente a la que se torturo y asesino, se les obligo a mentir frente a los veedores internacionales, y un etcétera enorme de casos.
La autora que dice "Fui partidaria de Pinochet" no puede desconocer que el General del cual ella fue partidaria utilizo la violencia -esa que he descripto y aun mas para llegar al poder-. Ella es partidaria de quien dijo que "Muerta la perra se acaba leva" y de quien sugirió poner a la familia de Allende en un avión para luego provocar la caída de la aeronave, entre otras cosas.
Alguien que consciente de todo esto se muestra partidaria miente al decir que "condena (...) cualquier violación a la dignidad de la persona" porque Pinochet violo la dignidad de las personas, y ella es partidaria de él.
Cabe destacar que la autora hace esta afirmaciones 38 años después del golpe, es decir que no puede desconocer, menos aun ostentando un titulo de "Licenciada en Filosofía", quien fue en vida Augusto Pinochet, que hizo, con quienes lo hizo, porque lo hizo y para que lo hizo.
Decir "Permítame recordarle también que la responsabilidad es una cuestión personal y que lo que haya hecho tal o cual persona durante esos años no es algo que involucre a todo el sector que fue partidario de ese régimen y ni siquiera a todo el Gobierno." muestra un desconocimiento atroz de lo sucedido. Todas y cada una de las atrocidades que se llevaron a cabo por el gobierno dictatorial de Pinochet fue parte de un plan sistemático de aniquilación de todo aquel que piense distinto, que defienda un valor diferente, y la razón fue solo una, la de poder imponer - a sangre y fuego- un modelo socio político económico especifico, tal y como sucedió
Termina la columna diciendo: "Porque si usted no contribuye a sacar de sus esquemas mentales la visión maniquea del mundo, e insiste en la idea de que usted es bueno y yo mala, me obligará a dudar de su buena fe y lo que es peor, hasta de su inteligencia…". Yo no puedo decir si esta Licenciada en Filosofía es buena o mala, pero si puedo "dudar de su buena fe y lo que es peor, hasta de su inteligencia…" en función a como elige -voluntariamente, porque no hay militares dando vuelta para fiscalizar su elección- señalar circunstancias cuyo significado y contexto altera para acomodarlos a su discurso cambiando el significado y aprovechando para prejuzgar al lector. Ella elige un lector ya desde el titulo. 
Si yo le digo a Cristian Labbe que soy partidario de Pinochet no necesito agregar el desafío que pretende el "¿Y qué?", porque Labbe también lo es y se sumara a mi admiracion por el General. Si lo le digo que soy partidario de Pinochet a Miguel Enrriquez, suponiendo que podría de no estar muerto, pues ahí le estoy ofreciendo una discusión
Al avanzar da consejos al lector, le dice que quizás tenga poca tolerancia a la frustración y termina con una posible duda sobre la buena fe y la inteligencia, estos son los métodos de quien es "partidaria de Pinochet" y "condena también cualquier violación a la dignidad de la persona".
Se me ocurre que bien podríamos escribir una nota, explicar cual fue nuestra postura en relación a un hecho histórico y dejar para cada uno los análisis internos, los acuerdos o desacuerdos posibles en relación a lo que escribimos,  sin recaer en el señalamiento de la tolerancia ajena y en las recomendaciones que quizá seamos nosotros quienes las necesitamos.
Dice FUI lo cual indica preterito, pasado. Ahora bien, ¿Cuando fue?, ¿Que edad tenia cuando se dio el golpe?, ¿Que edad tiene Teresa Marinovic Vial?
¿Puedo decir que Fui partidario de la revolución francesa siendo que cuando aquello paso yo no vivía?
La próxima vez que escriban una nota afirmando algo y desafiando al lector háganlo bien, el titulo de la ya mencionada columna debió ser: "Fui partidaria de Pinochet, ¿Y qué?". Si se quiere dar énfasis a la pregunta "¿Y qué?" puede, ahí si, ponerle los símbolos de exclamación, pero por favor no vuelva a omitir los signos de pregunta porque diría otra cosa distinta a lo que se pretendió decir.
Hay que buscar una buena forma de explicar lo que desea decir aunque hay casos en los que es mejor no decir nada.


La Historia Oculta del Régimen Militar

Donde Están?

Entradas populares

¡TERMAS DE POLLOQUERE Y SURIRE EN PELIGRO!