Questions? Feedback? powered by Olark live chat software

martes, 29 de octubre de 2019

Fiscalía ordena a la PDI investigar “unidad subterránea” de Carabineros en Baquedano



El medio de investigación Ciper Chile dio a conocer una nueva denuncia por abusos cometidos en las dependencias de Carabineros ubicadas en un subterráneo al interior de la estación Baquedano del Metro (Línea 1). Esta vez, el afectado fue un joven de 23 años, identificado como David Muñoz.

En entrevista con el citado medio, Muñoz denunció haber recibido un disparo a menos de un metro de distancia, con una escopeta, tras participar en la masiva protesta desarrollada en la Plaza Italia el pasado martes 22 de octubre.

El hecho ocurrió alrededor de las 17:30 horas, a la misma hora que el primer denunciante, Nicolás Lüer, asegura que fue golpeado en un túnel del cuartel y presenció a otros detenidos colgados.

Según el relato de Muñoz, él se acercó a la entrada del cuartel -una estrecha escalinata que parece un acceso abandonado y que no tiene señalización policíaca- para orinar. En ese momento, dos carabineros -sin identificación- aparecieron y uno de ellos le descerrajó un tiro de escopeta en su muslo, a menos de un metro de distancia.

Este testimonio coincide con el del presidente de la Cruz Roja Chilena, Patricio Acosta, quien aseguró a Ciper que se auxilió a Muñoz momentos después del disparo; y también con el de Nicolás Lüer, quien dijo haber escuchado un tiro al interior del cuartel, cuando -según su versión- era golpeado por carabineros dentro de las mismas dependencias. Tras la agresión, Muñoz sufrió una intensa hemorragia en su muslo derecho, además de pérdida de tejido.


Muñoz aseguró que una vez que llegó a la Posta Central, un funcionario le indicó que no atenderían a nadie con heridas de perdigones o balines, supuestamente, “por orden del director”, el doctor Osvaldo Carrasco Ruiz. Recordemos que ese día, personal del Instituto Nacional de Derechos Humanos también acusó que no los dejaron ingresar al recinto médico por orden de la autoridad.



Según Muñoz, finalmente fue atendido por médicos y enfermeras que, al ver la gravedad de sus heridas, desoyeron la instrucción autoridad hospitalaria. Luego, la radiografía que se le aplicó demostró que los balines incrustados en su pierna eran de acero, pero recubiertos de goma, lo que ha sido también denunciado por otros afectados.



De acuerdo al reportaje, el joven está dispuesto a declarar y anunció que piensa hacer la denuncia ante la Fiscalía. En esa línea, junto a la denuncia de Muñoz, Ciper informó que la Policía de Investigaciones (PDI) ratificó haber recibido una orden de la Fiscalía para investigar el cuartel de Estación Baquedano tras la denuncia de Nicolás Lüer, negando así que esta acusación haya sido completamente descartada como señalaron distintas fuentes durante esta semana.

Finalmente, el medio publicó que Carabineros ya inició un sumario interno por estas acusaciones, según información entregada por el mismo Departamento de Comunicaciones de la institución policial.





Fuente: Ciper Chile

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.

La Historia Oculta del Régimen Militar

Donde Están?

Entradas populares

¡TERMAS DE POLLOQUERE Y SURIRE EN PELIGRO!